Chiste del anciano se pone a dieta

Remedio infalible para quitar el apetito y poder hacer una buena dieta.

Un anciano se pone a dieta para bajar de peso.

Cuando llega a casa le dice a su mujer:

-Rosa, desnúdate que quiero verte encuerada!

-En serio?

Qué bueno, hace tanto que no lo hacemos…

-No es eso, necesito algo que quite el apetito.